Abdominales Para Personas Con Problemas De Espalda

Por eso, unos abdominales correctamente entrenados pueden aliviar significativamente la tensión de sus músculos de la espalda. Aquellos ejercicios que evitan la rotación del tronco. Los mejores entrenadores personales y nutricionistas de Madrid.

Te dejamos diferentes opciones para que vayas progresando según tu nivel. Este ejercicio de abdominales consiste en mantener la estabilidad de la columna lumbar en el plano sagital para que no se extienda. Te enseñamos distintas variantes para poder aumentar la dificultad según tu nivel.

Plancha Lateral

Después, relaja tu cuerpo unos segundos y vuelve a repetir. Es una variante que actúa directamente en los oblicuos. Recostados de lado, juntamos las piernas una sobre la otra.

abdominales para personas con problemas de espalda

Mete la cintura hacia dentro al tiempo que levantas la cabeza. Esperamos que con estos ejercicios consigas aminorar cualquier dolor de espalda. Si no funcionase, puedes acudir a nuestro centro de Fisioterapia López Crespo, y nuestro fisioterapeuta sabrá cuál es la mejor opción para tu pronta recuperación. Al igual que el anterior, el objetivo es trabajar la columna lumbar y abdominales evitando que la espalda baja se incline. Los ejercicios van destinados a fortalecer la columna lumbar manteniendo la estabilidad evitando el movimiento en diferentes direcciones .

Abdominales Sin Dolor De Espalda Y Cuello: Consejos Y Recomendaciones

Se trabajan tanto el abdomen como la espalda, por eso es tan eficaz a la hora de reducir el dolor a corto-medio plazo. Se trata de colocarte boca abajo y con el cuerpo recto, Apoyándote sólo con los antebrazos, con los codos bajo los hombros y las puntas de los pies, ligeramente separados. Se trata de mantener esa postura 30 segundos, o más, sin levantar el cuello ni levantar los glúteos. Una de las mejores opciones para hacer abdominales sin dañar la espalda es mediante los hipopresivos. Este tipo de ejercicio de tonificación se basa, ante todo, en la respiración para trabajar el músculo. No se requiere de ningún otro movimiento más que el de nuestro propio cuerpo, por ello, resulta muy recomendable para las personas que quieren hacer este ejercicio.

Redondea la espalda como si la arqueras al igual que lo hacen los felinos.

Efectivamente, la plancha incrementa la fuerza de tus abdominales pero sin dañar la espalda. Vamos a terminar este artículo dándote algunos otros buenos consejos para que puedas hacer abdominales sin dañar la espalda ni de cuello. Es muy común que, a la hora de hacer ejercicios de este tipo, terminemos lesionándonos o dañándonos el cuerpo. Y es que, si no hacemos bien el movimiento, nuestro cuerpo puede padecer en exceso y terminar perjudicado. “La gente no localiza bien el trabajo stomach y, junto a una mala respiración, llevan todo el esfuerzo del ejercicio a la zona cervical, tirando del cuello para realizar el gesto de subir el tronco”, apunta el coach de David Lloyd Aravaca.

Cómo Trabajar Los Abdominales De Pie Si Tienes Problemas De Espalda

Al haber movimiento con los brazos, no solo conseguimos que sea un ejercicio para evitar la flexión sino también para evitar la rotación de la espalda lumbar. Un ejercicio fantástico para fortalcer la zona lumbar y abdominal. Por eso, las personas que ya tienen experiencia entrenando y no tienen ninguna patología de espalda como lumbalgia o hernia discal, no es necesario que hagan ejercicios analíticos de lumbares y abdominales. Con ejercicios más globales como una sentadilla o un peso muerto van a entrenar de forma más eficaz su zona lumbar y abdominal que con los ejercicios más analíticos. Para estirar la espalda después de los abdominales, colócate de rodillas y con las palmas de las manos apoyadas en la esterilla.

«Si el músculo belly o el glúteo no hacen su función y el psoas-ilíaco se va para adelante se produce una anteversión de cadera. En posición de plancha, estira el brazo izquierdo mientras haces lo misma con la pierna contraria. Mantén el equilibrio, vuelve a la posición inicial y repite con la otra pierna. Si esta versión te parece muy dura, hazlo partiendo de cuatro patas. Únicamente hay que mantener la posición evitando que la columna lumbar se flexione. • Mantén relajadas otras partes del cuerpo como el cuello, la mandíbula o el resto de la espalda durante los ejercicios.

No Cargues Las Cervicales

Parte boca abajo con las manos apoyadas a la altura del pecho. Levántalo sin despegar las piernas ni los pies del suelo y aguanta unos 30 segundos. Una manera de trabajar la musculatura lumbo-abdominal sería realizando aquellos ejercicios de abdominales llamados anti-extensión, anti-flexión y anti-rotación. Está comprobado que los mejores ejercicios para fortalecer y activar más la zona lumbar y belly son aquellos en los que se implican muchas articulaciones y se realizan de pie.